Emvisesa aprueba la estrategia para ampliar el parque público en más de 1.000 viviendas, priorizando el uso de viviendas vacías privadas y la construcción de VPO para alquiler

El Consejo de Administración de Emvisesa ha aprobado, en sesión celebrada esta mañana, la Estrategia de Ampliación Urgente del Parque Público de Viviendas.

Dicha estrategia de ampliación tiene como objetivo obtener y poner en uso con fines sociales más de 1.000 viviendas en los próximos años en la ciudad de Sevilla.

La estrategia diseñada de manera coordinada entre Emvisesa y las Delegaciones de Hábitat Urbano, Turismo y Cultura y Bienestar Social y Empleo, tiene entre sus prioridades  la reutilización de viviendas privadas que en estos momentos se encuentran desocupadas. Así, en total se marca como objetivo poner en uso 470 viviendas vacías, ya sea a través de contrataciones de alquiler a privados para uso social o de una convocatoria de adquisición de inmuebles a terceros.

La Estrategia de Ampliación Urgente del Parque Público de Viviendas supone una primera intervención inmediata mientras se culmina el nuevo Plan Municipal de Vivienda 2018-2024, que se encuentra en estos momentos en fase de diagnóstico y estudio del proceso de participación.
La Estrategia de Ampliación Urgente del Parque Público de Viviendas supone una primera intervención inmediata mientras se culmina el nuevo Plan Municipal de Vivienda 2018-2024, que se encuentra en estos momentos en fase de diagnóstico y estudio del proceso de participación.

En segundo lugar, la estrategia busca aprovechar las bolsas de suelo públicas para impulsar la construcción de nuevas viviendas en distintos barrios de la ciudad a través de una fórmula viable y sostenible económicamente. De esta forma, se diseña un programa de construcción y rehabilitación de viviendas con hasta 545 pisos en distintos puntos de la ciudad, distribuidas en suelos del Distrito Sur, Torreblanca y Macarena.

En ambas líneas de trabajo, Emvisesa centra los esfuerzos en incrementar el parque público en alquiler especialmente con fines sociales. Así, el 80% de las viviendas, 979, se reservan para el alquiler, lo que supone un incremento del parque público de viviendas en la ciudad. El resto de las viviendas, 236, se reservan para venta con el objetivo de hacer viable económicamente la operación y, al mismo tiempo, dar respuesta a las 5.466 personas inscritas en el registro de demandantes que solicitan una vivienda en régimen de compraventa.

Esta compraventa permite financiar una parte de la estrategia, que cuenta con un presupuesto global de 100 millones de euros. El resto de los recursos, tal y como ha ocurrido en las principales promociones de alquiler construidas en la ciudad de Sevilla, se prevé financiar a través de una operación de crédito, aportaciones de recursos municipales y los propios ingresos por el alquiler de las viviendas calculados según norma.

Esta estrategia de reactivación e impulso de la Empresa de la Vivienda, priorizando las políticas públicas en régimen de alquiler y el acceso a una vivienda digna, ha contado con el voto favorable del grupo Ciudadanos. De hecho, esta planificación en las políticas públicas de vivienda así como las distintas líneas de actuación que se están diseñando en Emvisesa han formado parte de los acuerdos presupuestarios suscritos entre el gobierno de la ciudad y el grupo Ciudadanos para los presupuestos de 2016 y 2017.

Con esta estrategia, Emvisesa retomaría la línea de trabajo de ampliación del parque público de viviendas detenida en el año 2012, en el anterior mandato, cuando quedó suspendido el Plan Municipal de Vivienda sin diseñar alternativa alguna. Tras una primera parte del presente mandato caracterizada por la puesta en uso del parque público municipal de vivienda que estaba sin uso, por la ejecución de nuevas acciones sociales y el diseño de una nueva estrategia, el acuerdo del Consejo de Administración celebrado hoy permite retomar la promoción y adquisición de viviendas para alquiler social.