El Ayuntamiento de Sevilla, a través de Emvisesa, adquiere otras cinco viviendas vacías con una inversión de 357.00 euros para incluirlas en el parque social de alquiler

El Ayuntamiento de Sevilla, a través de la empresa municipal de vivienda, Emvisesa, ha adquirido cinco nuevas viviendas vacías en la ciudad con un inversión conjunta de 357.027 euros dentro de su programa de captación #Sevillallena. Este programa ha permitido ya la compra de 45 pisos y el alquiler de otros 18 desde su puesta en funcionamiento.

La primera de las viviendas vacías adquiridas radica en Pino Montano. Cuenta con una superficie útil de 80,69 metros cuadrados (105 metros construidos) y Emvisesa ha abonado 84.240 euros a los vendedores para incluirla en el parque de viviendas en alquiler de la empresa municipal. La segunda se ubica en Palmete, se trata de una vivienda unifamiliar con una superficie útil de 70 metros cuadrados (90 metros construidos) y la operación se ha cerrado en 92.058 euros. La tercera se encuentra en El Porvenir. De 70 metros cuadrados de superficie útil (93 metros construidos), ha requerido una inversión de 72.285 euros. La cuarta se localiza en Palmete, tiene 70 metros cuadrados útiles (90 metros construidos) y el precio ha sido de 108.444 euros. Por ultimo, la quinta vivienda está Bellavista, cuenta con una superficie útil de 45 metros cuadrados (57 metros construidos) y se han abonado 72.256 euros. Los vendedores presentaron la documentación en Emvisesa a finales de febrero y en un plazo aproximado de tres meses se han firmado las escrituras y el gerente de Emvisesa, Felipe Castro, ha recibido las llaves de manos de sus antiguos propietarios.

Felipe Castro recibe las llaves de una de las viviendas vacías.
Felipe Castro recibe las llaves de una de las viviendas vacías. “Seguimos comprando viviendas gracias a la campaña #sevillallena. Una campaña diseñada y gestionada con recursos internos por el reducido pero potentísimo equipo de Emvisesa”, ha manifestado el director gerente.

Emvisesa se encuentra en pleno proceso de promoción de 1.000 nuevas viviendas a precio asequible, 560 de las cuales estarán con sus obras iniciadas a mediados del próximo año. “Mientras tanto, estamos incrementando el parque de alquiler social gracias a iniciativas como la compra de viviendas vacías, la permuta de suelos, el alquiler de viviendas a entidades financieras, el ejercicio del derecho de tanteo y retracto, el cambio de régimen de viviendas propias en venta a alquiler o la recuperación de pisos a los que sus inquilinos no estaban dando un uso adecuado a la normativa de vivienda protegida. Hoy disponemos de 370 viviendas más que hace seis años, gracias a este tipo de iniciativas imaginativas que no van a cesar, dada su importancia en cuanto a sostenibilidad e inmediatez”, ha argumentado el delegado de Bienestar Social, Empleo y Planes Integrales de Transformación Social, Juan Manuel Flores.

100 años de historia de vivienda pública municipal en Sevilla: 2º parte.

En esta serie de artículos nos estamos centrando en la historia de la vivienda pública municipal en Sevilla, y muy especialmente en aquellas instituciones que han sucedido al Patronato Municipal de Casas Baratas. No obstante, tal y como vimos en el caso de la “Junta para la construcción de casas para obreros“, existieron y existen otras otras instituciones no pertenecientes al Ayuntamiento de Sevilla relacionadas con la vivienda pública.

Alfonso XIII.
Alfonso XIII.

El caso más destacado es quizá el de la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla, creada en 1.913 por S. M. el Rey Don Alfonso XIII, tras la petición del por entonces alcalde de Sevilla Antonio Halcón y Vinent, ante la falta de viviendas para familias obreras.

Concretamente, la escritura de constitución del Real Patronato firmada en Madrid el 22 de diciembre recoge como objetivo “la construcción de casas económicas destinadas a la habitación de obreros en general, pequeños labradores, empleados, dependientes de comercio, y en general a cuantos viven del trabajo percibiendo honorarios, jornales o sueldos modestos u otros emolumentos como pensiones por razón de servicios al estado, provincias o municipios”.

Con el apoyo del Ayuntamiento de Sevilla, el Real Patronato construyó a principios de 1915 una primera promoción de 74 viviendas repartidas en dos bloques en El Porvenir.

Conjunto de edificaciones concluidas en el año 1915, en la actual calle Porvenir entre las calles Jesús de la Victoria y Diego de la Barrera. Se aprecia la elevación de los terrenos para evitar las frecuentes inundaciones.
Conjunto de edificaciones concluidas en el año 1915, en la actual calle Porvenir entre las calles Jesús de la Victoria y Diego de la Barrera. Se aprecia la elevación de los terrenos para evitar las frecuentes inundaciones. Foto: web de la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla.

Según publicó el Heraldo de Madrid, se trataba de las primeras viviendas para obreros construidas en España. Los reyes de España, Alfonso XIII y Victoria Eugenia asistieron al acto que celebraba la finalización de los bloques de viviendas. Junto a las viviendas se construyeron dos escuelas para los hijos de los arrendatarios y dos parcelas fueron reservadas para huertos.

Edificio de Telefónica en la plaza Nueva de Sevilla, proyecto de Juan Talavera. Foto: By Anual [GFDL (http://www.gnu.org/copyleft/fdl.html) or CC BY 3.0 (https://creativecommons.org/licenses/by/3.0)], from Wikimedia Commons
Edificio de Telefónica en la plaza Nueva de Sevilla, proyecto de Juan Talavera.
Foto: By Anual [GFDL (http://www.gnu.org/copyleft/fdl.html) or CC BY 3.0 (https://creativecommons.org/licenses/by/3.0)], from Wikimedia Commons
Los arquitectos que intervinieron en la construcción de las 74 viviendas y las escuelas de El Porvenir fueron los sevillanos Juan Talavera y Heredia, arquitecto municipal, y José Gómez Millán. Los materiales y sistemas de construcción fueron cuidadosamente seleccionados para lograr que cada vivienda no costara más de 3.300 pesetas.  El arquitecto de la Comisaría Regia de Turismo, Vicente Traver y Tomás, autor del Casino de la Exposición, fue el encargado de proyectar y dirigir las obras de esas primeras casas baratas para obreros del Real Patronato de Sevilla.

Al ser El Porvenir zona inundable, como pudo comprobar Alfonso XIII en 1912 cuando atravesó el Prado de San Sebastián en barca, la cota que alcanzó el nivel de la calle Porvenir en el solar para las viviendas fue sorprendentemente elevada. Este conjunto fue demolido en los años 70, dado su grado de deterioro. A los inquilinos se les proporcionaron viviendas en La Macarena y otras barriadas, en función de sus preferencias.

Tras estas 74 viviendas, el Real Patronato construyó en 1928 un edificio de 28 viviendas que aún se conserva en la avenida de los Teatinos (Tiro de Línea). Estas viviendas se adjudicaron en régimen de alquiler. A finales del siglo pasado se ofreció a los inquilinos la posibilidad de adquirirlas a un precio muy bajo, ejerciendo la opción todos ellos.

28 viviendas construidas en 1928 en la avenida de los Teatinos que aún se conservan. Foto: web de la Real Fundación
28 viviendas construidas en 1928 en la avenida de los Teatinos que aún se conservan.
Foto: web de la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla.

Tras esas 28 viviendas en el Tiro de Línea la labor promotora del Patronato queda prácticamente paralizada debido a circunstancias políticas, económicas y sociales complejas, como el grave endeudamiento durante la dictadura de Primo de Rivera (1923-1930) y  la Seguda República (1931-1939), la Guerra Civil (1936-1939) y los sucesivos años de autarquía económica (1939-1959). Por ello la actividad del Real Patronato se limitaría entre 1928 y 1954 a administrar las viviendas en alquiler que ya poseía.

En 1954 la falta de vivienda en Sevilla vuelve a ser acuciante y la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla modifica sus estatutos, pasando a denominarse Real Patronato de Casas Baratas, nombre por el que era popularmente conocido, y reactivando su actividad constructora.

En 1955 el Real Patronato construye el que será su primer gran barrio: 1.124 viviendas en La Candelaria.

Foto: web de la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla.
La Candelaria, 1124 viviendas.
Foto: web de la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla.

Durante el período que va desde 1954 hasta 1977 el Real Patronato construye 12.129 viviendas, distribuidas en 35 promociones tanto en Sevilla capital como en algunos pueblos de la provincia, creando barrios tan conocidos como el ya mencionado de La Candelaria (1124 viviendas), Los Pajaritos (2.277 viviendas), Pio XII (1532 viviendas), la Huerta del Carmen (805 viviendas), San Jerónimo (1640 viviendas) y Torreblanca (1608 viviendas) en Sevilla, o la Barriada de Los Toreros en Alcalá de Guadaira, San José Obrero en Morón de la Frontera o el Barrio Alto de San Juan de Aznalfarache.

805 viviendas en Huerta del Carmen, La Macarena.
805 viviendas en Huerta del Carmen, La Macarena. Foto: web de la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla.

En muchas de estas barriadas el Real Patronato promovió equipamientos como centros docentes, religiosos, comerciales y sociales.

Con la construcción de estas barriadas se produjo un gran avance en la erradicación del chabolismo en Sevilla, adjudicándose viviendas a los habitantes de los suburbios de El Vacie, El Tejar del Mellizo, Lafite, Vereda de Brenes, Villarrana, Villapatos, El Higuerón, El Manchón, etc. Los chabolistas provenientes de estos asentamientos fueron alojados fundamentalmente en los grupos de viviendas promovidas en San Jerónimo, Torreblanca, Huerta del Carmen y San Juan de Aznalfarache.

A partir del año 1.978 la actividad promotora de la institución vuelve a paralizarse completamente, terminándose con enormes esfuerzos 1216 viviendas en Pino Montano y 36 viviendas en Pío XII. La actividad fundamental realizada durante el decenio 1978-1988 fue la administración de las viviendas.

Promoción del Real Patronato en la calle Arroyo. Foto: web de la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla.
Promoción del Real Patronato en la calle Arroyo. Foto: web de la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla.

En 1995 se realizó una nueva redacción de los estatutos para su mejor adaptación a la nueva normativa en materia de vivienda, cambiando el nombre de Real Patronato de Casas Baratas de Sevilla a Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla.

Durante la última etapa, el Real Patronato colaboró en la eliminación del núcleo chabolista que existía alrededor de la Torre de los Perdigones, en pleno centro de la ciudad y compuesto por un asentamiento de 42 familias a las que se buscó una vivienda adecuada a sus necesidades.

En sus 105 años de historia, el Real Patronato ha construido alrededor de 13.000 viviendas, en su mayor parte en Sevilla capital. A pesar de tratarse de “una institución promotora de viviendas sociales, sin ánimo de lucro, privada e independiente“, su trayectoria está ligada a la del Ayuntamiento de Sevilla y comparte muchos de sus objetivos con Emvisesa y sus antecesores, el Patronato de Casas Baratas y el Patronato Municipal de la Vivienda.

A las 13.000 viviendas promovidas por el Real Patronato y las 22.000 promovidas por Emvisesa hay que sumar aquellas que ha promovido el propio Ayuntamiento de Sevilla de manera directa, al margen de Emvisesa y el Patronato.

El Ayuntamiento de Sevilla es propietario de una serie de edificios dedicados a vivienda en régimen de alquiler en Nervión, Triana, Sector Sur, Estación de Autobuses, Prado de San Sebastián, Mercado de Entradores, La Barzola, Nueva Barzola, Amate, Frontón Betis, Puerta de la Carne, Barrio León, Los Pajaritos, etc. El cobro de una buena parte de esas viviendas, concretamente 1.784 viviendas repartidas en 14 promociones por toda Sevilla, fue encargado a Emvisesa en 1989.

La óptima situación económica de finales de los años 80 y principios de los 90 permitió a muchos inquilinos de esas viviendas optar por la adquisición de las mismas, pudiendo así el Ayuntamiento ofrecer a sus ocupantes legítimos el acceder a la titularidad de los inmuebles que ocupaban.

Hasta la fecha, 1.168 de esos 1.784 inquilinos han optado por adquirir la vivienda municipal por lo que, en la actualidad, la gestión de viviendas municipales propias del Ayuntamiento de Sevilla por parte de Emvisesa comprende un total de 616 viviendas. Ninguna de estas viviendas se contabilizan en el parque propio de Emvisesa, que supera las 2.600 viviendas.

Las aproximadamente 37.000 viviendas promovidas por las tres instituciones (Real Patronato, Emvisesa y Ayuntamiento) pueden albergar a unas 100.000 personas, una población similar a la de ciudades como Cáceres, Santiago de Compostela, Lugo o Gerona.

Aunque no sean objeto de esta serie histórica dedicada a la vivienda pública municipal en Sevilla, es importante destacar que existen otras instituciones públicas, como la Empresa Pública de Suelo de Andalucía, y privadas que también han promovido viviendas protegidas en Sevilla.

Fuentes: web de la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla; Diario de Sevilla; Heraldo de Madrid; Mundo Gráfico; ABC; Wikipedia. Imagen destacada: web de la Real Fundación Patronato de la Vivienda de Sevilla.

Continuará…

Ir a la primera parte de la historia de la vivienda pública municipal en Sevilla.

Plazas de garaje en El Porvenir desde 48 euros al mes.

La Comisión Ejecutiva de Emvisesa ha aprobado sacar las plazas de aparcamiento de la promoción de El Porvenir en alquiler sin opción a compra en las siguientes condiciones válidas hasta el 30 de junio de 2016:

1.    Para el público general:

•    Una plaza: 70 €/mes (impuestos y gastos incluidos).
•    Dos plazas: 59,50 €  cada plaza (impuestos y gastos incluidos).
•    Tres o más plazas: 56 €  cada plaza (impuestos y gastos incluidos).

2.    Para los vecinos de la promoción de El Porvenir o arrendatarios de locales o viviendas de Cros-Pirotecnia:

•    Una plaza: 60 €/mes (impuestos y gastos incluidos).
•    Dos plazas: 51 €  cada plaza (impuestos y gastos incluidos).
•    Tres o más plazas: 48 €  cada plaza (impuestos y gastos incluidos).

Promoción "El Porvenir".
El Porvenir.

A partir del 1 de julio los precios serán los especificados en la web de Emvisesa.