El Ayuntamiento de Sevilla amplía su parque de viviendas sociales tras adquirir Emvisesa diez nuevos pisos mediante derecho de tanteo

Emvisesa ha incorporado a su parque de viviendas sociales 10 pisos captados tras ejercer su derecho de tanteo. Se trata de diez viviendas con superficies entre 40 y 45 metros cuadrados situadas en el barrio de La Plata (Distrito Cerro Amate). Todas las viviendas disponen de una habitación, plaza de garaje y trastero. Emvisesa abonará 404.500 euros (40.450 euros por vivienda) más los gastos de escrituración correspondientes y el desembolso que requiera la adecuación de las viviendas para dejarlas listas para su inmediata adjudicación.

Dado el buen estado de conservación y accesibilidad de las viviendas, los técnicos de Emvisesa estiman que se podrá adjudicar durante el mes de julio a personas que cumplan con los requisitos que marcan las normativas de adjudicación de viviendas protegidas del Registro de Demandantes o de la Oficina Municipal por el Derecho a la Vivienda.

Felipe Castro, director gerente de Emvisesa, y Mario Tenorio, representante de BuildingCenter, en el momento de la firma de escrituras ante el notario Álvaro Sánchez.

Se trata de una línea de actuación que nos permite dar oportunidades a personas mayores que actualmente viven en pisos con graves problemas de accesibilidad, así como a unidades familiares de dos miembros en riesgo de perder su hogar. Y será la Oficina Municipal por el Derecho a la Vivienda la que, en coordinación con Emvisesa, gestione el destino de la mayor parte de estas viviendas”, ha declarado Juan Manuel Flores, delegado de Bienestar Social, Empleo y Planes Integrales del Ayuntamiento de Sevilla.

Emvisesa está rescatando viviendas protegidas en el mercado desde que el pasado mes de noviembre de 2018 decidiera volver a ejercer su derecho de tanteo y retracto, algo que la empresa municipal no hacía desde el año 2009.

Hasta el momento, el director gerente de Emvisesa, Felipe Castro, ha suscrito ante notario 11 actas de ejercicio de tanteo.

Una vez suscritas las actas se desarrolla un procedimiento administrativo que debe concluir, tal y como hoy ha sucedido, en la compra efectiva de la vivienda por parte de Emvisesa. Con las de hoy son ya once viviendas protegidas las que la empresa municipal devuelve al parque público de Sevilla. La voluntad del Ayuntamiento de Sevilla y de Emvisesa consiste en continuar ejerciendo un derecho que beneficia a una gran mayoría de ciudadanos. Esperamos continuar incorporando nuevas viviendas y destinarlas, en su mayoría, a los diferentes programas de permuta de Emvisesa gestionados por la Oficina Municipal por el Derecho a la Vivienda”, ha declarado Felipe Castro.

Ángela Alejo, representante de Servihabitat, hace entrega de las llaves de las diez viviendas adquiridas por Emvisesa a Felipe Castro, director gerente de Emvisesa.

Cada vez que en Sevilla un particular o promotor decide vender una VPO debe comunicarlo a la empresa de la vivienda para que ésta pueda poner en marcha los trámites administrativos necesarios, ejercer su derecho de tanteo y adquirir la vivienda. Es decir, sobre la oferta inicial de venta que el propietario de una vivienda protegida hace a un comprador, Emvisesa puede proponer la compra y adquirir la vivienda por dicho precio para incorporarla al parque público de viviendas protegidas en alquiler.

Se trata de una decisión que, hasta la fecha, ha permitido a Emvisesa ejercer su derecho de tanteo sobre 11 viviendas en los últimos 6 meses. El coste de estas operaciones supera los 500.000 euros, a una media de 46.500 euros por vivienda. Son precios muy por debajo de mercado libre y suponen una gran oportunidad de ampliar el parque público de viviendas de manera casi inmediata”, afirma el director gerente de Emvisesa.

Las 10 viviendas adquiridas hoy pertenecen a BuildingCenter, sociedad de CaixaBank, mientras que la vivienda adquirida en Sevilla Este era propiedad de un particular.

Emvisesa ha logrado captar o recuperar más de 250 viviendas que se hallaban vacías, buena parte de las cuales se encuentran en proceso de formalización de escrituras para engrosar un parque público municipal que supera las 2.800 viviendas en alquiler.